Detectar el cáncer con un teléfono móvil es posible

0

detectar el cancer con un teléfono móvil

Un teléfono móvil, una aguja y un pequeño aparato de resonancia magnética molecular son capaces de detectar tumores cancerígenos.

Este novedoso método de detección de tumores evita que los pacientes se vean obligados a someterse a dolorosas y peligrosas pruebas médicas.

El procedimiento habitualmente utilizado para el diagnóstico de cáncer se basa en la recolección de una parte del tejido del tumor. Esa parte de tejido, luego, se somete a una inmunohistoquímica, una prueba en la que se utiliza un anticuerpo que “acusa” la presencia de células cancerígenas.
Este tipo de detección exige la realización de biopsias y en algunos casos, incluso intervenciones quirúrgicas. Además, los resultados de dichas pruebas pueden tardar varios días.

El novedoso sistema de dectección a través de un teléfono móvil desarrollado por el Hospital General de Massachusetts, para la detección de tumores también exige la recolección de una parte del tejido del tumor. Esa muestra se extraerá con una aguja muy fina, bastante más fina que la utilizada en una biopsia común. Las agujas utilizadas conmúnmente en una biopsia tienen 1,4 milímetros de diámetro, mientras que la utilizada para la detección con teléfono móvil tienen tan sólo 0,7 milímimetros de diámetro.
Otra de las ventajas de este sistema es que la obtención de los resultados es mucho más rápida, en este caso, en apenas una hora los resultados están disponibles. El microaparato de resonancia magnética nuclear trabaja con nanopartículas magnéticas que actúan como una especie de sensores que miden los compuestos químicos en las células. El aparato debe estar conectado a un teléfono móvil al que el microaparato envía toda la información.