Los virus invaden Facebook

0

Al igual que en otros medios de comunicación de Internet, como Hotmail y Windows Live Messenger, Facebook está siendo blanco de personas sin escrúpulos que buscan acceder a las cuentas de los usuarios mediante el uso de virus que llegan como inofensivas aplicaciones, las cuales no son ofrecidas directamente por Facebook y cuya instalación se debe evaluar concienzudamente, para evitar la intromisión de un programa que muestre nuestros datos a terceros.

Facebook

La aparente aplicación para conocer quien ha visitado nuestro perfil en Facebook, es realmente un virus que no cumple lo que ofrece, pero sí substrae los datos de nuestra cuenta y los envía a la persona que lo elaboró con este fin, lo cual resulta de mucho peligro, ya que con la cuenta de facebook es muy fácil ingresar de manera automática a muchos otros sitios, además de que la persona que ingresa a nuestra cuenta, podrá publicar lo que desee en ella, mandando también mensajes a nuestros contactos y familiares.

Son muy frecuentes otras invitaciones, como la de cambiar el color de Facebook, fotomanía y fotomontaje para Facebook y varias otras, algunas que son reales y funcionan tal y como dicen, pero otras no, por lo que es conveniente asegurarse de que alguien ya haya instalado la aplicación y realmente haya funcionado o instalar algún antivirus especial para esta aplicación como es el caso de Bit Defender Safego.

En muchas ocasiones basta con dar click a un “Me gusta” en alguna de las invitaciones o páginas que recibimos para que se activen los virus que también pueden generar Spam hacia nuestros contactos. Para este tipo de infecciones es muy conveniente utilizar alguna de las opciones disponibles para eliminarlos, ya sea la anteriormente mencionada o Face Infected, las cuales pueden ser descargadas desde la página de Gente Facebook, para ser instaladas en nuestra computadora.

Casi todos tenemos dos o más cuentas en Facebook, lo que nos da la oportunidad de utilizar una de ellas para pruebas, la que no contenga ninguna información real sobre nosotros y, de preferencia, nada de contactos o amigos reales, instalando cualquier aplicación dudosa en esa dirección para comprobar que funcionen como prometen, incluyendo los antivirus que se anuncien como tales, ya que también pueden contener virus.